in

El número 2 de Vox, Javier Ortega Smith, tiene una orden de busca y captura

Para Vox, su propia conducta criminal es algo que tomarse a broma

En 2016, cuando aún no tenían la relevancia que tienen ahora en el panorama político, algunos miembros de Vox llevaron a cabo la «Operación Tarzán«. Entre ellos, Javier Ortega Smith, el número dos del partido.

La operación consistía en entrar en el Peñón de Gibraltar y desplegar una bandera de España de 180 metros. Para hacerlo, Ortega Smith se vio obligado a entrar y salir a nado, ya que sobre él pesa desde 2013 una orden de busca y captura, por realizar otra operación que buscaba retirar un bloque de hormigón que usa el Gobierno de Gibraltar.

En una entrevista para El Mundo, el secretario general ha recordado aquella acción. «Teníamos calculado hasta el milímetro el tiempo, por dónde subir, cómo desplegar la bandera… Hubo mucha tensión. En ocho minutos tuvimos que bajar la montaña, donde alguno se cayó y casi se mata. Al que iba en coche le detuvieron, pero el resto logramos llegar hasta la playa» dice, como si hubiera protagonizado una película de acción.

El propio político no está seguro de si su orden de busca y captura sigue vigente, pero cree que sí. Por si acaso, dice, «no ha pisado ni Inglaterra ni el Peñón. Si algún día quiero ir a Londres, hasta el último minuto voy a estar con la incertidumbre… lo que está claro es que les va a saltar la alarma en el ordenador».

Escrito por Mikel G.

Vídeo | Se confirma: Google escucha todas las conversaciones para usarlas en publicidad personalizada

Los tweets de Santi Abascal que le dejan en evidencia tras saberse que Vox fue financiado por opositores iraníes