Podemos exige 17 años de prisión para el marido de Ana Rosa Quintana

Támara y Quintana. Youtube

Podemos exige 17 años de cárcel para Juan Muñoz Támara, marido de Ana Rosa Quintana, por el supuesto encargo que le realizaron él y su hermano al excomisario Villarejo. El “curro” consistía en vídeos íntimos comprometedores, balizas en coches, seguimientos, investigaciones en bases de datos restringidas…

La acusación popular ejercida por Podemos reclama 17 años de prisión para Juan Muñoz Támara y  otros 16 años para Villarejo por intentar chantajear a un antiguo socio y su abogado con este material y por los supuestos delitos de descubrimiento, revelación de secretos y revelación de datos reservados registrados en ficheros informáticos.

En su escrito de acusación, Podemos exige que se dicte auto de apertura de juicio oral contra un total de 14 personas, entre las que están Villarejo y su hijo, Muñoz Támara y su hermano, los policías que llevaron a cabo las consultas en bases de datos reservadas y varios detectives subcontratados.

En este documento, la formación liderada por Pablo Iglesias también detalla los supuestos delitos que habrían cometido estos 14 implicados dentro del caso Tándem en la Pieza Thew-Pintor. En 2017, Támara habría encargado a Villarejo que recabase material sobre un exsocio y su abogado para cambiar su declaración, que perjudicaba a Juan y Fernando Muñoz Támara y a la empresa familiar. La razón de esto es que Hacienda pedía un millón y medio de euros, pero el exsocio se declaró insolvente, por lo que la Agencia Tributaria se había dirigido únicamente contra Fernando Muñoz Támara.

Juan y Fernando sospechaban que el exsocio ocultaba su patrimonio, por lo que a Villarejo se le ocurrió la idea de extorsionarle y que pagase su parte de la reclamación tributaria.

Los dos hermanos pensaban que el nuevo abogado del exsocio era el motivo por el que cambió su estrategia de defensa, por lo que pidieron a Villarejo que recabase información sensible sobre él.

En la primera reunión, en la que estuvo presente Ana Rosa Quintana, Villarejo asegura que tiene una grabación del CNI de hace varios años en la que se ve al abogado consumiendo drogas. La investigación judicial concluye que este vídeo fue grabado por el hijo de Villarejo en 2006 con la ayuda del famoso traficante de armas Monzer Al Kassar, encarcelado en Estados Unidos.

Podemos enumera varias reuniones, como una ocurrida el 6 de julio de 2017 entre Villarejo, Quintana y el periodista Eduardo Inda en la que el comisario “ofrece sus servicios para resolver problemas ajenos, alegando su habilidad para usar métodos creativos para tener éxito”.

Villarejo afirma en otra reunión que les hará precio de amigo a los hermanos Muñoz: “Menos de 150.000 euros no se cobra por esos curros, porque si te pillan te comes cuatro años por revelación de secretos”, fueron sus palabras.

Tres niñas matan a pisotones a un gato por un reto viral

Un artista homenajea a Fernando Simón en las calles de Lavapiés (Madrid)