Las redes enfurecen con la esquela en la que una víctima sale junto al hombre que acabó con su vida

El asesinato machista ocurrió el pasado miércoles en Burgos, tras Rafael Velázquez Sanz asesinar de un disparo a su mujer Josefa Santos Martín, intentar lo mismo con su hijo dejándolo malherido, y suicidarse luego.

Días después del indignante suceso, los medios del pueblo donde ocurrió anuncian algo que deja a todo el mundo atónito: el funeral conjunto de Rafael y Josefa. «¡No doy crédito!», se queja la tuitera @lolaoltra. «Asesina a su mujer, hiere a su hijo, se quita la vida. Y esquela conjunta de Asesino y asesinada. Hipocresía y complicidad de la Iglesia Católica. «Fallecieron», y reciben bendiciones apostólicas y salvación conjunta. Ya ni respeto por la víctima».

 

Un chófer de un autobús hace bajarse a una niña de 15 años a medianoche porque no llevaba cambio

No, los videojuegos violentos no crean violencia: estos son los numerosos estudios que lo comprueban