Liberados dos menores en Barcelona sometidos a explotación sexual y a mendigar por su familia

La Policía Nacional junto con la Guardia Urbana de Barcelona ha liberado a dos menores de nacionalidad rumana que eran sometidos por su propia familia a prostituirse y mendigar.

Las víctimas son hermanos: una adolescente de 16 años y otro de 14. La primera era obligada a prostituirse, sufriendo amenazas y agresiones físicas en caso de desobedecer, mientras que el otro menor tenía que ejercer la mendicidad.

El chico de 14 años era quien captaba a los clientes para su hermana en el tiempo de cambio en los semáforos. Mientras limpiaba cristales de los vehículos, ofrecía a los conductores encuentros sexuales con la menor.

Las víctimas no estaban escolarizadas, no sabían leer ni escribir y vivían en una chabola en pésimas condiciones.

Por el momento han sido detenidos tres familiares de los menores, entre ellos la madre y la hermana mayor, y tres clientes habituales de la niña.

El niño de 14 años salía a primera hora de la mañana a limpiar cristales de vehículos y volvía al final, para luego entregar el dinero que había conseguido a los tres familiares detenidos.

Ambas víctimas han sido puestas a disposición de la Dirección General de Atención a la Infancia y la Adolescencia, a efectos de custodia y protección.

La sanidad de Andalucía reclama a una niña de 12 años una prótesis de pie que tiene implantada

Vídeo | Siro López, sobre Abascal: “Es lo peor que le puede pasar a la política española”