in

Paco Arévalo participará en un acto de VOX para defender la tauromaquia: «Todo lo español me gusta. Y los toros me gustan»

El humorista Paco Arévalo irá mañana sábado a Palma de Mallorca para defender la tauromaquia junto a VOX, aunque afirma que no pertenece al partido y «ni siquiera tiene el carnet». En una entrevista a la sección rosa de El Español, además de hablar de política y tontear con la idea de presentarse a alcalde de Valencia, daba fe de toda su españolidad:

«Yo soy español. Todo lo que huele a España me gusta. Y los toros me gustan.»

La visita del cómico a Mallorca para participar en un acto de VOX ha sido muy sonada en redes. Arévalo explicaba que iba allí solo por su taurinismo. «A mí, a través de José Barceló Alomar y de El Soro, me invitan a Palma este sábado 27 de octubre para defender los toros, para estar en una especie de convención o comida de hermandad donde van a estar muchos toreros y aficionados defendiendo la fiesta.» También insistía en que «no sabía nada de VOX antes«, pero sus ideales le son afines. No está implicado en el partido pero «de momento, defiende los toros, y eso le gusta:»

Arévalo hablaba también de España, su país. Sobre todo se quejaba de la falta de libertad, ya no se puede decir nada. «En este país no hay libertad y nos llaman facha a los que creemos en Dios y a los que creemos en España.» Y criticaba al gobierno de Sánchez, diciendo que hacen «lo que les da la gana», y que esto es «una dictadura total.» Con Franco, dice, no se prohibía tanto como ahora.

«Ahora se quiere prohibir todo. Es más, se prohíbe más que Franco. Franco no prohibía tanto.»

Parece que para el humorista los tiempos son cada vez peores, y los ciudadanos y ciudadanas de este país ya no tienen el temple castizo que caracterizaba a su época. O, en sus propias palabras, «Los españoles siempre hemos tenido un par de cojones y ahora no sé qué está pasando.»

Cuando se le preguntó qué diría si se le propusiera la alcaldía de Madrid, dijo que no se presentaría porque no vive ahí y no comprende sus problemas, pero que se presentaría encantado a alcalde de Valencia. «Me gustaría hacer cosas en mi tierra en la alcaldía, por qué no, lo que pasa es que no tengo ninguna relación con el alcalde actual. No es de mi cuerda. En cambio, con Rita Barberá sí la tuve y mucho, nos conocimos. Fue un ejemplo a seguir.»

 

Escrito por Enrique OC

Estafa a los consumidores: la mitad de los aceites vírgenes «extra» no lo son, según un estudio de la OCU

El Ayuntamiento de Barcelona pide la abolición de la monarquía