Se quita un tatuaje con un rallador de queso… con éxito

Twitter.com

Un joven argentino se hizo un tatuaje, se arrepintió y se lo quitó de una manera que ha chocado a las redes.

El joven utilizó un rallador de queso para dejarse la piel en carne viva y eliminar el dibujo. Un amigo suyo compartió la historia ilustrada con fotos del (sangriento) proceso.

El medio ‘Infobae’ contactó con el joven, quien explicó el motivo: “Me hice el tatuaje y a la semana quise inscribirme para ingresar en la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA). Si bien en los requisitos de la web no aparece, me comentaron que no podía trabajar con tatuajes visibles. Esto ocurrió en agosto de 2017. En ese momento tenía 19 años”.

Sobre el proceso, ha explicado que “dolió y sangró muchísimo. Tenía que vendármelo constantemente y colocarle desinfectante y antiséptico. A la semana fui a un hospital y me dieron la vacuna antitetánica. No se lo recomiendo a nadie”.

¿Qué opinas?

La Policía desaloja de madrugada la acampada de personas sin hogar en el Paseo del Prado de Madrid

Detenido por obligar a un hombre negro a levantarse de un banco: “A tu puto país, hijo de puta”