Una escuela católica prohíbe los libros de Harry Potter porque podrían «invocar a espíritus malignos»

Libros de Harry Potter. Flickr.com

Harry Potter, conocidísimo mago de las novelas de ficción homónimas de J. K. Rowling, ha acompañado durante la infancia a millones de niños y jóvenes en todo el mundo. Pero su fulgurante éxito ha venido de la mano de diversas polémicas, a cada cual más surrealista.

12 años después de la publicación del primer libro, el reverendo Dan Reehil ha conseguido que la escuela católica para la que trabaja retire los siete tomos del famoso mago alegando que podrían ser herramientas diabólicas.

«Estos libros presentan la magia como buena y maligna a la vez, lo cual no es cierto sino un hábil engaño. Las maldiciones y los hechizos utilizados en los libros son reales, por lo que leídos por un humano suponen un riesgo de invocar a espíritus malignos», explicó Reehil en un correo a los padres de los alumnos.

Rebecca Hammel, líder de la diócesis católica de Nashville, ha defendido la «autoridad» del reverendo para tomar una decisión de ese estilo: «Tiene todo el derecho a actuar de esa manera».

Un tuit muestra la hipocresía de Díaz Ayuso tras aumentar el número de consejerías

La viral lección de civismo que le da un ciclista al conductor de un Lamborghini: «Héroe sin capa»